Ambiant | Mobiliario para Oficina: Funciones de una silla ergonómica

domingo, 31 de marzo de 2019

Funciones de una silla ergonómica

Sillas de Oficina
Una silla ergonómica puede ajustar sus partes de acuerdo a las características de la persona que la va a usar, tiene un diseño que se adapta a las formas del cuerpo y distribuye las presiones de forma equilibrada. Regular nuestra silla como se debe es necesario para tener una postura cómoda y saludable. Una silla ergonómica:

1. Tiene un asiento regulable en altura.

No es bueno cuando nuestro escritorio está más arriba o más abajo de nuestra postura ideal por lo que este ajuste es imprescindible.

2. Asiento regulable en profundidad. 

Estos asientos dejan un espacio libre entre el borde del asiento y la parte posterior de la rodilla para evitar que haya una presión que interrumpa la circulación sanguínea.

3. Respaldo reclinable y posición de balanceo.

Un asiento cómodo se puede regular con diversas inclinaciones y también debe permitir el  balanceo durante las pausas del trabajo.

4. Respaldo y asiento sincronizados.

El respaldo debe poder reclinarse al mismo tiempo que se mueve la base del asiento en sintonía.

5. Diseño adaptable a las formas del cuerpo.

La silla debe tener una forma que se asemeje a la anatomía del cuerpo humano, o puede ser una silla de malla que se adapta sin problemas. Lo más importante es que la espalda tenga una posición natural y que soporte la zona lumbar.

6. Materiales que favorezcan la transpiración.

Sudar en el asiento es una de las principales causas de incomodidad en la oficina. Es mejor contar con muebles de oficina que tengan un material transpirable como la malla, de esta forma se mantiene la frescura en la espalda.

7. Antiestática. 

Los materiales de la silla deben permitir que se disipe la estática ya que es muy molesta.

Busca sillas para tu oficina que cumplan estas características y verás un impacto positivo en tu oficina.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ebooks Gratis

Links